Archivo | Contabilidad RSS feed for this section

Efectos contables y fiscales de la adquisición de una empresa.

15 Ago

Contablemente, se aplica la Norma de Registro y Valoración (NRV) 19ª del PGC, siempre y cuando no exista relación de grupo previa entre ellas.Según esta NRV, se debe contabilizar el patrimonio adquirido a su valor razonable (es lo que se denomina con el nombre de activos adquiridos y pasivos asumidos), esto es, se deberá  ir desglosando todas y cada una de las partidas adquiridas: Inmovilizado, existencias, clientes, tesorería, proveedores, acreedores, etc. pero valoradas a su valor razonable.

La diferencia entre el coste de la adquisición (lo que he pagado por la compra de la empresa) y el valor razonable de los activos adquiridos y pasivos asumidos (el patrimonio adquirido a valor razonable), puede ser:

–        positiva, (el precio pagado es mayor que el valor razonable de activos adquiridos y pasivos asumidos). Entonces se considerará que es debido a la existencia de un fondo de comercio, que será registrado en el activo intangible.

 

–        negativa será un mayor beneficios (resultados) del ejercicio, pues se ha pagado menos que el valor de los activos adquiridos y pasivos asumidos.

 

Todo esto, conlleva que todos los activos adquiridos (inmovilizado, existencias, etc.) se valoren a su valor razonable.

En cuanto al fondo de comercio, contablemente no se amortiza, pero si existe cualquier síntoma de deterioro, debe ser registrada la pérdida correspondiente.

Pero desde el punto de vista fiscal es deducible el 5 % (para los ejercicios 2011, 2012 y 2013, tan sólo el 1 %). Para ello, es necesario que al finalizar el ejercicio con el resultado obtenido se dota el 5 % a una reserva indisponible (el 1% para los ejercicios 2011, 2012 y 2013), que se llama reserva para fondo de comercio (cuenta 1143 del PGC.).

Por lo tanto, surge una diferencia temporaria que representará un ajuste contable negativo al resultado contable para determinar la base imponible.

El efecto impositivo de esta diferencia temporaria provocará la aparición de pasivos por diferencias temporarias imponibles (cuenta 479 del PGC) por su efecto impositivo (tipo impositivo por la diferencia)

Contablemente se contabilizará la pérdida de valor del fondo de comercio mediante una corrección valorativa cuando se detecte que éste ha perdido valor, compensándose de este modo la diferencia temporaria surgida en años anteriores.

Pero además del diferente criterio de amortización fiscal y deterioro contable del fondo de comercio, otra cuestión, estriba entorno a las diferencias entre los valores razonable y los valores contables de los activos adquiridos.

Desde el punto de vista del Impuesto Sobre Sociedades, nos podemos acoger a lo dispuesto en el régimen especial de adquisición de activos, en concreto RÉGIMEN ESPECIAL DE LAS FUSIONES, ESCISIONES, APORTACIONES DE ACTIVOS, CANJE DE VALORES Y CAMBIO DE DOMICILIO SOCIAL DE UNA SOCIEDAD EUROPEA O UNA SOCIEDAD COOPERATIVA EUROPEA DE UN ESTADO MIEMBRO A OTRO DE LA UNIÓN EUROPEA (arts. 83 y ss). Según este régimen especial estos activos fiscalmente mantendrían sus valores anteriores, por lo que habría que amortizarlos sobre los valores anteriores, mientras que contablemente tienen valores superiores (los valores razonables). Obviamente surgirían unas diferencias entre estos valores (contables y razonables) que serian tratadas como diferencias temporarias, y cuyo efecto impositivo también habría que recoger en la cuenta 479. Pasivos por diferencias temporarias imponibles.

Fuente: gregorio-labatut.blogspot.com.es

Aportaciones de socios a la financiación de la compañía.

1 Ago

Es un problema habitual en las pequeñas sociedades, sobre todo limitadas, en el que el capital social mínimo es muy reducido (3.000 euros. Art. 4.1 Ley de Sociedades de capital), y ante la escasez de financiación bancaria, ha provocado que en algunas ocasiones los socios tengan que aportar financiación adicional a la empresa. ¿Qué consecuencias fiscales y contables tienen estas aportaciones de los socios?.

Tenemos tres opciones para formalizar esta aportación:

  1. Formalizar esta operación mediante un préstamo de los socios a la sociedad con devengo de tipo de interés de mercado. Se trata de una operación vinculada y por lo tanto debe de devengar un interés igual al de mercado para la sociedad, esto es, el interés que un banco pediría a la empresa por un préstamo similar en tiempo y cantidad. Como mínimo el tipo de interés legal del dinero.
  2. Hacer una ampliación de capital, escriturando la misma con todos los gastos que correspondan; notario, registro, etc.
  3. Registrar estas aportaciones en la cuenta 118. Aportaciones de socios o propietarios, previo acuerdo de la Junta GeneralEsta cuenta, desde el punto de vista contable puede ser utilizada con otra finalidad que no sea la de compensar pérdidas, en concreto el PGC indica que se incluirán los elementos patrimoniales entregados por los socios o propietarios de la empresas, cuando actúen como tales, en virtud de operaciones no descritas en otras cuentas y que no constituyan pasivos.
Desde un punto de vista fiscal, y hasta el porcentaje de participación que posea el socio aportarte, no se considera que tiene retribución, el exceso se considerará ingresos del ejercicio. (ART. 16.8 TRLIS) y 21 bis RIS).

En definitiva, quiere decirse que si todos los socios aportan equitativamente en el porcentaje que poseen  a la sociedad, carece de repercusión desde el punto de vista fiscal.

Hay que tener mucho cuidad con esto porque si se trata de una sociedad con dos socios teniendo cada uno de ellos el 50 % de participación, y uno de los socios aporta 10.000 euros, y el otro no aporta nada, entonces desde el punto de vista fiscal 5.000 euros (50% de la aportación) se considerarán ingresos del ejercicio. También hay que recordar que desde el 1 de enero de 2010 se extienden las exenciones en Operaciones Societarias (OS) a todo tipo de empresas. Se exime así de tributar al 1% a todas las compañías en las siguientes operaciones; la constitución de sociedades, el aumento de capital, las aportaciones que efectúen los socios que no supongan un aumento de capital y el traslado a España de la sede de dirección efectiva o del domicilio social de una sociedad cuando ni una ni otro estuviesen situadas antes en un Estado miembro.
fuente: gregorio-labatut.blogspot.com.es

Cada vez se exige más prudencia a las cuentas de la banca, ¿por qué será?

1 Jul
Pues parece ser que significa lo siguiente, como sabemos en los casos en los que una empresa haya tenido bases imponibles negativas (pérdidas fiscales) en ejercicios anteriores, el Plan General de Contabilidad, y también la circular 4/2004 del Banco de España (norma contable para las entidades de crédito), permiten registrar en el activo del balance el 30 % (tipo impositivo del impuesto sobre sociedades) de estas pérdidas fiscales, que se compensaran en un futuro (en España durante los 18 años siguientes).
Por ejemplo, si la entidad tiene unas bases imponibles negativas de 100.000 euros, se permite contabilizar en el activo 30.000 (30% sobre 100.000), con abono al resultado del ejercicio, y en consecuencia, con una repercusión positiva en el Patrimonio Neto.
Esta forma de registrar la contabilidad se denomina “método del efecto impositivo”, y se trata de reconocer el efecto fiscal de la pérdida en el ejercicio que surge la misma, pero claro, tiene una limitación, y es que este ahorro fiscal ahora reconocido, pueda ser compensado en un futuro mediante la obtención de beneficios durante los 18 años siguientes. Quiere esto decir que se puede contabilizar este ahorro fiscal en el año que surja la pérdida, pero siempre y cuando no exista duda razonable de que la entidad pueda compensárselo durante los 18 años siguientes. Porque de lo contrario, no se registrará este ahorro fiscal cuando surja la pérdida, sino cuando se compense.
Este criterio se sigue para las entidades de crédito y también para todas las empresas según el Plan General de Contabilidad. Dicho sea de paso, es una cuestión muy debatida por los auditores de cuentas.
Pues bien, en el caso de las entidades de crédito, el acuerdo de Basilea III termina con este criterio, e imponte el criterio más conservador de no reconocer estos activos por créditos por pérdidas fiscales cuando surjan, sino cuando se compensen, lo que va a suponer para la banca un impacto, según cincodias.com de 50.000 millones de euros. Cito textualmente: “La aplicación de la nueva directiva, que entrará en vigor en 2014, restará al capital del sistema financiero alrededor de 50.000 millones de euros en 10 años. De ellos, 46.000 millones corresponden a las entidades cotizadas”.
¡Lo que les faltaba a los bancos para acabar ya por no dar ni un crédito ni medio¡.
Ahora bien, parece ser que el Gobierno y el Sr. Montoro se han percatado de este problema y, “Al final la banca española lo va a conseguir. Hacienda y el Banco de España ultiman una norma fiscal que suavice el efecto por no poder computar como recursos propios los activos fiscales. España redactará una norma muy similar a la que aplica Italia desde 2011 y que compensa el efecto negativo que supone para la banca no poder sumar como capital como hasta ahora los activos por impuestos diferidos que dependen de beneficios futuros”
Parece ser que la norma va a ir por la vía de diferir este efecto durante los 10 próximos años, “La nueva regulación de Basilea III no se implantará al 100% hasta dentro de 10 años, por lo que los bancos restarán cada año de su core capital el 10% de sus activos fiscales diferidos a partir del próximo ejercicio”.
Por cierto “core capital”, significa Patrimonio Neto.
¡Respiro para la banca¡.
Un saludo cordial para todos los amables lectores.

Gregorio Labatut Serer

fuente: gregorio-labatut.blogspot.com.es

La salida del socio de la empresa, paso laborioso y complicado

30 Mar

Cuando las empresas funcionan, no suelen existir problemas importantes entre los socios y administradores de una sociedad y, aunque todo es posible, si existe una correlación clara entre la crisis y caída en las ventas o resultados, en las que comienzan a aflorar situaciones bastante tensas entre los propios integrantes de la sociedad.

En España tenemos varias restricciones importantes para la entrada y salida de socios en las sociedades limitadas, dado que por unas justificaciones bastante extrañas, la entrada de nuevos socios en una empresa es realmente complicada por los propios estatutos. Siempre se prima más la continuidad y transmisibilidad familiar de las participaciones sociales que la venta parcial de la empresa entre ajenos a ella. Supongamos que yo soy un socio de una empresa que quiero abandonar la sociedad ¿cómo puedo proceder?

Para vender las participaciones sociales de una sociedad limitada, es imprescindible contar con la aprobación del resto de socios y la negativa a ejercitar ellos la compra de nuestras participaciones sociales. El primer punto entonces, consiste en comunicar al resto de socios nuestra intención de venta de nuestras participaciones, el precio que queremos por ellas y esperar el plazo marcado en los estatutos. En estos casos, la primera discrepancia se origina siempre en el precio, dado que como en toda transacción mercantil, para quién paga el precio siempre va a ser caro y para quien cobra barato.

La mejor opción es recurrir a la tasación independiente de la empresa y a la asignación de dicho valor por un experto ajeno a la empresa. En este caso, nosotros manifestamos el deseo de vender, el importe tasado que queremos por nuestra parte de la empresa y el plazo para ejercitar dicha compra-venta.

Si ningún socio quiere comprar nuestra parte, podemos entonces solicitar autorización para que nos liberen de las restricciones de venta contempladas en el pacto de socios o estatutos y a partir de aquí, podremos vender libremente nuestra parte.

El problema que vamos a encontrar en este punto, es encontrar compradores que quieran entrar en una empresa con una estructura de socios que ya ha creado problemas, que previsiblemente el control de la misma esté en manos familiares y que por tanto, la inversión que el comprador realiza, va a suponer una pérdida de control sobre su parte de la empresa.

En estos casos, es probable que sea mejor opción plantearnos nosotros la compra del resto de la empresa a los socios con los que no tenemos buena relación o en el peor de los casos, solicitar la mediación judicial para forzar la venta.

En todos los casos, el proceso es complicado, laborioso de poner en marcha y bastante costoso, con lo que rara vez se consigue recuperar parcialmente el importe previsto por la empresa. En todo caso, si hay problemas entre los socios, siempre es preferible pactar un arreglo amistoso entre las partes y ceder cada uno un poco que meternos en procedimientos judiciales caros y costosos que pueden poner en peligro la supervivencia final de la empresa.

Auditorías. Conciliación contable ¿área de contabilidad o de tesorería?

22 Mar

Llega el período de auditorias, las empresas se preparan para recibir y acoger a los que por unos días van a ser sus compañeros más exigentes y críticos del ejercicio contable, son los encargados de realizar un control exhaustivo de la gestión que se ha realizado en el ejercicio anterior dentro de la compañía, los departamentos principales a los que afecta son contabilidad, tesorería en general al área financiera.

La información económico-financiera de la entidad pasó de ser información exclusiva de los socios a ser información requerida por otros colectivos sociales como Hacienda Pública, Proveedores, Asociaciones de Consumidores… Por este motivo, la empresa debe llevar una gestión eficaz de cara a cumplir con los principios de valoración contables.

El auditor debe ser imparcial y revisar que se cumplen las normas contables dentro de la propia organización emitiendo un veredicto favorable o desfavorable sobre la realidad financiera y patrimonial del ente que se ha auditado.

Algunas empresas tienen su propio departamento de auditoría interna, otras esperan a que lleguen los auditores y ejerzan su labor de observar, controlar, investigar aquellas partidas que consideren más importantes ya sean por volumen de negocio, por fusión de empresas, gestiones de carteras, etc. Existen muchos tipos de auditorias como la fiscal, tecnológica, etc pero a la que más temen las empresas es a la contable.
El efectivo es dentro de la empresa la parte más importante y delicada, este activo debe ser controlado y su manipulación debe ser eficaz para su buen aprovechamiento.

La mayor parte de las veces se encuentra en las cuentas bancarias por lo que la mejor manera de controlar este activo es a través de la Conciliación contable. A final de mes el saldo de estas cuentas bancarias no suele coincidir con los saldos en las cuentas contables por lo que es necesario llevar un control de esas diferencias y analizar el motivo de esos descuadres.

La conciliación bancaria es un procedimiento interno y rutinario, es decir es una herramienta de control que consiste en verificar que los registros realizados por la empresa se encuentren también registrados por el banco, con el objeto de verificar que todo esté correcto y detectar errores u omisiones. Este proceso se concluye cuando logramos que el saldo contable, al sumar y restar las diferencias, sea igual al bancario.

Las diferencias que se produzcan en la conciliación pueden ser de varios tipos, principalmente Temporales: aquellas que no están registradas por una cuestión de tiempo (diferencias por el clearing (compensación) bancario).

Permanentes: se refieren a errores u omisiones tanto del banco como de la empresa (gastos bancarios, intereses por descubierto, etc), en estos casos debe realizarse un asiento de ajuste dado que, de lo contrario, la diferencia se mantendría.

Cuando acabemos de cotejar y detectar todas las diferencias y equivocaciones se debeelaborar un documento que avale la elaboración de la conciliación, esto es el Documento de Conciliación que debe cumplir unas normas de cara a estas auditorías:

En el encabezado debe ir: Razón Social, Nombre y fecha del documento, Nombre del banco y Nº de Cuenta, etc

En el cuerpo del documento.- Irán los saldos tanto bancarios como contables, “Partidas no registradas en el Banco” y “Partidas no registradas en Libros contables”

Pie del documento.- Las firmas de la persona que la realiza así como de la persona que la conforma.

La manera tradicional que tienen algunas empresas a la hora de realizar las conciliaciones bancarias es comparar y puntear el extracto bancario con la cuenta del libro de mayor de bancos. Existen en el mercado herramientas que permiten hacer esta labor mucho más ágil y efectiva.

La importancia de mostrar a nuestros auditores las conciliaciones con una información rápida, fiable con una facilidad en la búsqueda de cualquier movimiento, de poder añadir comentarios que aclaren el motivo de la no conciliación en ese momento de cualquier apunte, poder sacar un informe de saldos preciso y rápido así como el Documento de conciliación a una fecha y lo más impactante el poder obtener el documento de conciliación histórico a una fecha, eso y mucho más es lo que nos permite tener una óptima aplicación de conciliación.

fuente: blog.sage.es

El ICAC publica la resolución sobre el inmovilizado material y las inversiones inmobiliarias.

4 Mar

Esta resolución sustituye a la anterior de 1991 que estaba desfasada por la publicación del Plan General de Contabilidad de 2007 y con la adaptación a la Normativa Internacional.
La resolución tiene cinco partes:

  • Primera parte: Valoración inicial. Regla General, costes de desmantelamiento o retiro y costes de rehabilitación y Anticipos entregados.
  • Segunda parte: Valoración posterior. Actuaciones sobre el inmovilizado material (reparación y conservación, renovación, ampliación y mejora y piezas de recambio). Amortización (valor amortizable, valor residual, vida útil, vida económica, métodos de amortización, inicio de la amortización, cese de la amortización y otras construcciones).
  •  Tercera parte: Formas especiales de adquisición del inmovilizado: Adquisición a titulo gratuito, permutas y aportaciones de capital no dinerarias.
  • Cuarte parte: Baja en cuentas. Casos especiales: entrega a titulo gratuito, baja por expropiación, baja por siniestro, elementos distintos de los inmuebles adquiridos para su arrendamiento temporal y posterior venta en el curso ordinario de las operaciones. Baja en ejecución de una garantía y por dación en pago o para pago de una deuda.
  • Quinta parte: Inversiones inmobiliarias: Definición, registro y valoración y cambio de destino.

http://www.icac.meh.es/Temp/20130304211854.PDF

fuente: gregorio-labatut.blogspot.com.es

 

Cumplimentación del modelo 347

7 Feb

La cumplimentación del programa 347 puede realizarse utilizando el programa de ayuda que la Agencia Tributaria facilita para su descarga desde su sede electrónica. En primer lugar tendremos que instalar la plataforma de declaraciones informativas, para luego añadir el fichero del modelo.

La declaración contiene en primer lugar los datos identificativos del declarante, es decir, el sujeto pasivo en cuyo nombre se presenta la declaración. A continuación rellenaremos los datos de los declarados, que serán todas aquellas personas o sociedades que cumplan los requisitos para ser incluidos en el modelo. Pondremos su nombre o razón social, NIF y provincia donde radica su actividad. Habrá que detallar el importe de las operaciones y la clave de la operación. Puede ocurrir que una misma empresa figure dos veces, como pero con distinta clave, como ocurriría si tenemos un cliente que es proveedor al mismo tiempo. En este caso deberá alcanzar los 3006 euros en cada una de las secciones y no en total.

Cómo se declaran las operaciones

Las operaciones que deben incluirse son las realizadas en el año natural al que se refiere la declaración. Los datos se desglosan por trimestres, atendiendo a la contabilización de las facturas según la Ley del IVA. Es decir, cada operación se incluirá en el mismo trimestre en el que se declaró elIVA de la factura que la contiene. Esto puede ocasionar diferencias temporales entre lo declarado por clientes y proveedores, puesto que las facturas expedidas se liquidan siempre en el periodo correspondiente a su fecha de devengo pero las recibidas lo hacen en el momento en el que llegan a la empresa, por lo que pueden cambiar de trimestre. Las facturas recibidas al cierre del ejercicio, una vez presentada la autoliquidación de IVA, deberán figurar en el modelo, aunque el impuesto se deduzca en el ejercicio siguiente.

Las facturas se declaran por el total, con el IVA incluido. Se incluirán igualmente las cuotas del recargo de equivalencia repercutido o soportado y las compensaciones en el régimen especial de la agricultura, ganadería o pesca percibidas o satisfechas. Los rendimientos no sujetos o exentos de IVAse consignarán también en el modelo.

Si se producen cambios posteriores a la emisión de la factura, como pueden ser devoluciones, descuentos, bonificaciones o modificación de la base imponible originada en concurso, se deberán reflejar en el trimestre natural en que se hayan producido. Los anticipos de clientes y a proveedores deben figurar en el 347. Su importe se descontará en el momento de declarar la operación. En cuanto a las subvenciones, deben declararse en el momento en que se expida la orden de pago o se reciba el mismo, de no existir la expedición.

Existen una serie de operaciones que deben figurar separadamente del resto. Entre ellas figuran los arrendamientos de locales de negocios. El arrendador consignará el nombre y apellidos o razón social o denominación completa y el número de identificación fiscal de los arrendatarios, así como las referencias catastrales y los datos necesarios para la localización de los inmuebles arrendados. También se incluirán de forma separada los importes de las primas o indemnizaciones satisfechas por las aseguradoras en el ejercicio de su actividad o las cantidades que se perciban en contraprestación por transmisiones de inmuebles sujetas al Impuesto sobre el Valor Añadido.

Pagos en metálico

Otro punto de la declaración son los pagos en metálico. Se harán constar los importes superiores a 6.000 percibidos de este modo de cada una de las personas o entidades relacionadas en la declaración. Si, una vez presentada la declaración, se perciben cantidades superiores a esa cifra, correspondientes a operaciones ya declaradas, esas cuantías se reflejarán en el modelo correspondiente al ejercicio siguiente. Se procederá del mismo modo si se reciben pagos sucesivos de una misma operación en distintos años. Podemos ver esto con un ejemplo. Una empresa presta un servicio en 2011 por un importe de 8.000 euros. Percibe en efectivo ese año 4.000 euros. En el 347 de ese ejercicio declarará la operación, pero no el cobro. En 2012 cobra en efectivo los 4.000 restantes. Al superar el límite, incluirá el cobro en el 347 de 2012.

El modelo 347 es de vital importancia para el control de la declaración de tributos. Por este motivo y previamente a la presentación, suelen realizarse cruces de información entre clientes y proveedores que permiten corregir las posibles diferencias en los importes anuales de las operaciones.

fuente: pymesyautonomos.com

elcomunista.net

PRENSA ROJA INTERNACIONAL

e-aprendizaje

Nuevas tecnologías para nuevos aprendizajes

Eternity

Noticias desde otra perspectiva

PROTEC-DATOS

Protección de datos personales y seguridad de la información

Calidad Administrativa Consultoría para Negocios S.C.

Ofrecemos nuestras estrategias, responsabilidad, fidelidad y compromiso para la planeación estrategica de negocios y la administración contable-fiscal para la excelente toma de deciciones.

Mujer Móvil

Carmen Martín Robledo

Enjoyfocus

Orientación, Psicología, Desarrollo personal, Recursos Humanos

Blog Planificación y Gestión Empresarial

Eduardo Sánchez Economista y Consultor Fiscal

Máster Universitario en Tributación y Asesoría Fiscal

Un lugar de encuentro donde compartir opiniones y conocimiento

guzmanizer

Con hambre de aprender y navegando en pañales en el mundo de la comunicación, el mundo del sentido común

Empresa al Día

Información de actualidad para empresas, profesionales, entidades y Administraciones Públicas

Empresa & Gobierno

Administracion y Gobierno de Empresa

FASTGESTIONES

Servicios personales de gestión y mensajería

Procedimientos Telemáticos y Electrónicos

Blog personal de Bartolome Borrego dedicado a los procedimientos electrónicos tributarios, aduaneros, contables y NN.TT. en general